martes, 20 de octubre de 2015

Ejército en la mira

Desvíos de dineros del Cobre y polémicas designaciones provocan cuestionamientos políticos graves

Por Felipe Reyes - 20/10/2015  (cambio21.cl)


La guinda de la torta: el Ejército dio de baja a dos generales, Miguel Muñoz Farías y Héctor Ureta Chinchón, vinculados a los dineros defraudados al Estado provenientes de la Ley Reservada del Cobre. Ureta tenía a su cargo la Dirección de Mantenimiento del Ejército, desde donde desviaban los millones de dólares del desfalco.

Las modificaciones en el Ejército trajeron varias novedades, algunas de ellas preocupantes. Los ascensos y retiros dan cuenta que los hechos del pasado, herencia de la dictadura, están lejos de erradicarse.

De pasada, se aprovechó de barrer la basura debajo la alfombra, luego que se diera de baja a algunos generales que aparecen relacionados con los fraudes millonarios que afectaron las platas de la Ley Reservada del Cobre.

Sorpresas varias

La información de la readecuación del Ejército anunciada por la institución y que significó designar, sin cuestionar, a los que fueron propuestos para su promoción a Oficiales Generales por la propia rama militar, dio mucho que hablar.

Los cambios respondieron a la culminación del proceso de calificaciones, basado "en las necesidades institucionales y dentro del marco de lo contenido en el 'Plan Orca'", y en el contexto de la Planificación Estratégica 'Ejército 2026', según indica el comunicado emitido por el departamento de Comunicaciones de la institución castrense.

Dos Generales de Brigada ascendieron a Generales de División y 12 Coroneles fueron promovidos a Generales de Brigada. De la nómina propuesta del Ejército, nadie dijo nada y así quedó aprobada.

El proceso mencionado incluyó "el estudio de los antecedentes por los escalones que corresponden (léase el propio Ejército), la transmisión de la información al Ministro de Defensa Nacional (léase José Antonio Gómez), y la aprobación, en uso de sus facultades constitucionales, por parte de S.E. la Presidenta de la República, Michelle Bachelet". No solo las designaciones llamaron la atención, de pasada se dio de baja a cuestionados oficiales vinculados al fraude de platas del cobre.

Los nombres de la discordia

Algunos de los cuestionados generales ascendidos se encuentran el general Felipe Cunich Mas, auditor del Ejército e integrante de la Corte Marcial; el jefe de la Sexta División de Ejército, general John Griffiths Spielman, que estaba a cargo de la División donde trabajaban dos tenientes que son los autores del atentado al monolito de DD.HH atacado en el norte del país y que aún no se sabe si fueron expulsados de esta entidad, y el general Felipe Arancibia Clavel, hermano del asesinado agente de la DINA Enrique Arancibia Clavel, vinculado a un sin número de casos de crímenes en dictadura, entre ellos el asesinato del ex comandante en jefe del Ejército, Carlos Prats.

Finalmente la guinda de la torta: el Ejército aprovechó la ocasión para dar de baja a dos generales, Miguel Muñoz Farías y Héctor Ureta Chinchón, vinculados a los dineros defraudados al Estado provenientes de la Ley Reservada del Cobre. Ureta tenía a su cargo la Dirección de Mantenimiento del Ejército, desde donde desviaban los millones de dólares del desfalco.

Reacciones frente a las designaciones

El jefe de bancada de diputados de la DC, Ricardo Rincón, se refirió a la situación que se está viviendo con las irregularidades de la Ley Reservada del Cobre. "Chile necesita un cambio sustantivo y real, pues no podemos seguir con excedentes en manos de Defensa para siempre, más aún si consideramos la necesidades que tiene nuestro país", expresó.

El parlamentario precisó sobre un proyecto que se encuentra en el Congreso y que busca regular la situación de la Ley Reservada: "ese proyecto, tal como está, no es el camino para que podamos usar los millonarios recursos empozados en las demandas urgentes que tiene Chile, como salud, educación y otros. Se necesita una ley corta y así se lo plantearemos al Gobierno a través del Ministro Eyzaguirre".

En conversación con Cambio21, el diputado PPD Guillermo Ceroni indicó que "el Ejecutivo es quien debe fijarse bien en los que van a ser designados en cargos mayores, como pasa con los generales, y que sus antecedentes sean impecables. Naturalmente lo mismo corre para el Ejército y el resto de las Fuerzas Armadas. Si hubiera alguien con alguna vinculación o con un pasado oscuro, eso lo vamos a presentar en la medida que tengamos los antecedentes".

Consultado sobre la situación de la dada de baja de dos de los generales involucrados en el desvio de fondos provenientes de la Ley Reservada del Cobre, el parlamentario afirmó que "eso me parece que no exime de la responsabilidad que les corresponde a los involucrados. Es una cosa que debe ser evaluada por las autoridades responsables de acuerdo a la importancia de la situación".

La realidad de las designaciones de los generales es algo mucho más complejo de lo que se pudiera pensar. Se relaciona con el pasado dictatorial del país, con los abusos a los derechos humanos y con una negativa tradición que el país quiere olvidar.

El semanario Cambio21 traerá este miércoles una crónica mucho más detallada sobre el tema de las designaciones del Alto Mando por parte de esta rama de las fuerzas armadas.

No hay comentarios: