lunes, 19 de octubre de 2015

Fraude en el Ejército

Desfalco de dineros provenientes de Codelco obligan a iniciar una millonaria auditoria

Por Felipe Reyes - 19/10/2015 (cambio21.cl)

Bajo diversos mecanismos, un grupo de oficiales del Ejército están actualmente siendo investigados por un mal uso de estos fondos, que habrían derivado en compras de propiedades, caballos y "fiestas", como declaró uno de los principales inculpados, el coronel Clovis Montero, quien se desempeñaba en el Comando de Apoyo a la Fuerza y que es responsable de la ejecución de la Ley Reservada del Cobre.

La cosa es así: el Ejército de Chile dilapidó millones de pesos en gastos fuera de registro, registrados con boletas de dudosa calidad, por no decir ideológicamente falsas, las que ya tienen a dos miembros de la rama en la cárcel.

Los fondos, provenientes de Codelco, se enmarcan en una controversial ley que permite que el ejército reciba un financiamiento secreto que emana directamente de las ganancias del cobre.

La realidad de una estafa

Se estima que son más de 10 millones de dólares los que habrían sido gastados por miembros del Ejército, a través de facturas falsas relacionadas con los remanentes de los gastos de los fondos que reciben de la Ley del Cobre.

Esta legislación, que es secreta en su ejecución por parte de las Fuerzas Armadas, destina el 10% del dinero que recaude la minería del cobre en nuestro país, la que se reparte en partes iguales entre la Marina, la Fuerza Aérea y el Ejército, y además, contempla un cuarto apartado que es para otro tipo de proyectos.

El punto es que bajo diversos mecanismos, un grupo de oficiales del Ejército están actualmente siendo investigados por un mal uso de estos fondos, que habrían derivado en compras de propiedades, caballos y "fiestas", como declaró uno de los principales inculpados, el coronel Clovis Montero, quien se desempeñaba en el Comando de Apoyo a la Fuerza, que es responsable de la ejecución de la Ley Reservada del Cobre.

Las primeras alarmas se habrían activado en abril del 2014, cuando el Ejército asegura haber detectado que al menos dos funcionarios habrían participado en este fraude. Esta semana se informó sobra la firma de un contrato con la empresa auditora Surlatina, que revisará los fondos de esta ley reservada.

De acuerdo al general de brigada y contralor, Rodrigo Carrasco, el acuerdo, al que se llegó a través de una licitación pública sería un avance "inédito y concreto" en materia de probidad.

"Es un hito importante, fundamentalmente por las lecciones, a veces duras, que hemos tenido", afirmó Carrasco.

Sin embargo, el militar precisó que lo único que no se auditará es lo que se adquiere con estos fondos. Además, se revisarían los procesos de las compras, desde que se asignan estos montos hasta que se ejecutan, y la auditora tendría "acceso total" a la información.

Ésta es la primera auditoría externa que el Ejército realiza en sus 205 años de historia, cuyos resultados estarían listos en febrero del 2016.

Reacciones

Para poder obtener una versión frente a la situación, Cambio21 conversó con el diputado DC Pablo Lorenzini. "Si hacemos un poco de historia, nunca he sido partidario de tener fondos secretos, y esto se lo he dicho al ministro Nicolás Eyzaguirre (Segprés), pues soy quien recurrentemente vota en contra de estos aportes reservados en la Comisión de Presupuesto, ya sean para la Presidenta, para algún ministerio o en lo más mínimo que se trate de inteligencia en el Ejército", explicó.

"Hay gastos reservados que nadie conoce, ni siquiera el Congreso, y se podría perfectamente saber el detalle de esos aportes en sesiones secretas. Siempre he sido un partidario de la eliminación de la Ley Nacional del Cobre, pero manteniendo y garantizando el presupuesto para el Ejército en algunos gastos que debe mantener, pero bajo ley reservada no", insistió.

"Cualquier duda que ingrese sobre el gasto de estas platas, sea en el Ejército o en cualquier Ministerio, se debe llegar hasta el fondo y con máxima transparencia para aclararlo todo. Pues obviamente se pierden las confianzas", añadió.

En conversación con el diputado PS Luis Lemus, Cambio21 indagó sobre la realidad que acontece en el Ejército. "El tema es de cómo funciona la Ley Reservada del Cobre; se trata de una ley que permite que se le entregue el 10% a las Fuerzas Armadas de las rentas brutas. En realidad, es más del 10% de las ventas, y al ser una ley reservada no se somete a los cánones de transparencia que hay en el sector público", expresó.

"No rinden cuentas ante la Contraloría, tienen decretos reservados y todo recae la responsabilidad administrativa de las Fuerzas Armadas en cada una de sus ramas. El aparato público en general no puede entrar dada la reserva de la Ley", ahondó.

"Hemos sabido que se trataría de un fraude, lo que ha dado paso a que la Justicia Militar inicie indagatorias. Luego, que el Ejército permita que una auditoría externa investigue el acontecimiento es un hito, algo que marca un precedente. Marca un mensaje de transparencia", concluyó.

No hay comentarios: