jueves, 9 de julio de 2015

EE UU advierte de que dejar caer a Grecia es un “error geopolítico”

El secretario del Tesoro de EE UU, Jack Lew. / EFE

LA CRISIS GRIEGA »

El secretario del Tesoro urge a las partes a llegar a un acuerdo sostenible que incluya la restructuración de la deuda griega

La crisis griega


PABLO XIMÉNEZ DE SANDOVAL Los Ángeles


El secretario del Tesoro de EE UU, Jack Lew, afirmó este miércoles en Washington que el hundimiento de Grecia supone un “error geopolítico”, más allá de un problema económico. Lew hizo esta reflexión en medio de la preocupación que está mostrando Washington en la última semana con la situación de bloqueo de las negociaciones entre Grecia y la UE para un eventual nuevo acuerdo de rescate. Los términos de ese acuerdo deben incluir una reestructuración de la deuda de 317.000 millones de euros, insistió Lew, en línea con el análisis que el FMI y el propio Gobierno griego hacen la situación.

“Hay muchas incertidumbres en el caso de que esto llegue a una situación de hundimiento completo”, dijo Lew este miércoles. Si eso ocurriera, sería un “error geopolítico”. El propio presidente, Barack Obama, ha llamado en estos días a sus homólogos griego, francés e italiano, además de a la canciller Angela Merkel, para pedir que hagan un esfuerzo en las negociaciones para conseguir una solución duradera y sostenible.

La posición oficial de la Casa Blanca sobre la crisis griega es, por un lado, afirmar que ningún escenario supone un riesgo a corto plazo para su economía. Por otro, advertir que la inestabilidad en Grecia puede afectar a toda la economía de la UE y, por tanto, al mercado de exportaciones de EE UU. Pero además, existe la preocupación de fondo de que la pérdida de autoridad de la UE en Grecia sea sustituida en el medio plazo por Rusia y China. Los comentarios de Lew este miércoles ponen palabras de la Administración Obama por primera vez a esa preocupación estratégica. Obama y Lew tenían una reunión programada este miércoles a las dos de la tarde de Washington.

En cuanto a la negociación en sí, Lew afirmó que detecta “reticencias profundas” de varios actores europeos acerca de dar más facilidades a Grecia para pagar su deuda, sin dejar de criticar la falta de compromisos de Atenas con las reformas requeridas. “Esas cosas se pueden combinar”, dijo Lew. “Si tú haces X yo hago Y. Espero que las discusiones vayan en esa dirección en los próximos días, porque ahí es donde veo un espacio de posible solución”.

Lew lamentó que la negociación se hubiera detenido cuando las posiciones estaban separadas por "un par de miles de millones de dólares". "Para los que hemos participado en discusiones fiscales y presupuestarias, normalmente no aceptas un riesgo de cientos de miles de millones por una diferecnia de un par de miles de millones", dijo Lew, dejando entrever la crítica de falta de pragmatismo que desde Washington se hace a los líderes europeos.

Después del referéndum del pasado domingo en el que los griegos rechazaron las condiciones de negociación de la UE, Grecia ha presentado una nueva petición de rescate y espera la respuesta de sus socios antes del domingo 12 de julio mientras continúan las restricciones al dinero en efectivo dentro del país. Grecia parece “estar a punto de quedarse sin dinero”, reconoció Lew.

No hay comentarios: