viernes, 31 de julio de 2015

Un bebé palestino muere quemado en un ataque atribuido a colonos

Un familiar del bebé palestino muerto muestra su foto. / M. M. (AP)

Netanyahu califica el ataque, ocurrido en Cisjordania, de “acto terrorista”

Un desalojo excepcional en unas colonias que crecen

BEATRIZ LECUMBERRI Jerusalén 31 JUL 2015 - 15:01 CEST


Un bebé palestino de año y medio ha muerto quemado vivo el jueves de madrugada en Duma, al norte de Cisjordania, en un ataque atribuido a colonos y que el Gobierno israelí ha condenado tajantemente y ha calificado de “acto terrorista”.

Según han informado portavoces militares, dos hombres enmascarados se infiltraron en la aldea palestina, no lejos de la cual hay varios asentamientos israelíes, y prendieron fuego a dos casas. Testigos citados por el diario Haaretz identificaron al niño fallecido como Ali Saad Daobasa y explicaron que su padre consiguió rescatar de la casa en llamas a su esposa y a su hija de cuatro años pero no pudo socorrer al bebé.

Otros tres miembros de la familia resultaron heridos graves. En las paredes de la casa fueron pintados mensajes en hebreo en los que se leía “el precio que hay que pagar”, un mensaje que han usado como firma en el pasado activistas de extrema derecha en ataques contra palestinos, árabes-israelíes y lugares de culto musulmanes y cristianos.

MÁS INFORMACIÓN
Un desalojo excepcional en unas colonias que crecen
Israel desaloja por la fuerza a colonos del asentamiento de Sanur
Netanyahu autoriza la construcción de 300 viviendas en Cisjordania
La aldea palestina de Susya plantea un pulso global a Israel

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, se ha declarado “conmocionado y horrorizado” por este “terrible acto criminal”. “Es claramente un ataque terrorista e Israel usa mano dura contra el terrorismo, independientemente de quién lo cometa”, dijo el jefe de Gobierno, urgiendo a las fuerzas del orden a detener cuanto antes a los culpables, que consiguieron huir. El ejército israelí está rastreando la zona para encontrar a los autores del ataque. “Una investigación está en curso para encontrar a los terroristas”, confirmó Peter Lerner, portavoz del ejército israelí.

Los responsables palestinos también mostraron su consternación ante este ataque y atribuyeron la responsabilidad al Gobierno israelí, por la protección que brinda a los colonos y por la construcción de nuevas viviendas en asentamientos anunciada esta semana. “El Gobierno israelí allanó el camino para este acto brutal. Esto es la consecuencia del odio creado e incentivado por este Gobierno y de la impunidad que ha garantizado la comunidad internacional”, dijo en un comunicado Saeb Erekat, responsable de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) . Erekat señaló que desde 2004 ha habido unos 11.000 ataques de colonos contra propiedades palestinas.

“No vamos a aceptar más condenas verbales de la comunidad internacional para estos crímenes horribles. Queremos pasos concretos para terminar con la ocupación y para juzgar a los responsables de estos ataques”, pidió en un comunicado Nabil Abu Rudeina, portavoz del presidente palestino Mahmud Abbas.

El movimiento de resistencia islámico palestino Hamás ha convocado un “día de la ira” en toda Cisjordania en respuesta a la muerte del bebé en Duma, que será enterrado el viernes, tras la oración de mediodía. Las fuerzas del orden israelíes están en estado de alerta por miedo a enfrentamientos durante la jornada.

No hay comentarios: