jueves, 24 de septiembre de 2015

Pablo Iglesias: “Hay cosas malas en Venezuela, es evidente”

ELECCIONES CATALANAS »

El líder de Podemos defiende una consulta pero dice que no le gustaría que Cataluña se fuera. En política internacional, afirma que "evidentemente, en Venezuela hay cosas malas"

In English: Pablo Iglesias: “Catalans, stay with us and let’s all kick out Rajoy together”


JOHN CARLIN / FRANCESCO MANETTO Barcelona - 24 SEP 2015 - 13:31 CEST


Pablo Iglesias (Madrid, 1978) lleva diez días volcado en la campaña catalana apoyando a Lluís Rabell, candidato de Catalunya sí que es Pot, una lista que busca ser alternativa al soberanismo de Artur Mas. El secretario general de Podemos habla del desafío independentista, de política internacional y del objetivo central de su partido: las elecciones generales.

Pregunta. Podemos y Catalunya sí que es Pot se han comprometido con un referéndum “claro y catalán”. Pero, ¿cómo piensan darle salida si no lo ha conseguido ni siquiera Artur Mas?

Respuesta. Nosotros no queremos que Cataluña se vaya de España, pero nos parece que Cataluña tiene derecho a decidir, y que la relación jurídica entre Cataluña y España la deberán decidir los catalanes. ¿Qué le preocupa tanto a Mas? Que sabe que si ganamos nosotros seguramente la mayor parte de los catalanes no se querrían ir. La situación en la que ha crecido enormemente el número de catalanes que se quieren marchar tiene que ver con el PP. Nosotros decimos que es perfectamente comprensible que la mayoría de los catalanes quiera marcharse de Rajoy, pero les decimos 'quédense y vamos a echar a Rajoy todos juntos'.

P. Han dado a entender que defienden un referéndum vinculante. ¿Cómo haría para habilitar los mecanismos legales necesarios para poner en marcha un proceso de independencia?

R. Cuando hablamos del candado del 78, esa Constitución negociada por los padres políticos del señor Mas y del señor Pujol, entendemos que el marco constitucional no permite todas las posibilidades de cambio de la relación jurídica de España con Cataluña. Yo creo que el desarrollo del modelo autonómico con el procedimiento del café para todos ha demostrado ser un fracaso. Abramos un proceso constituyente, si ya hasta el PP habla de reforma constitucional.

P. ¿Se debe el descenso en las encuestas al mensaje o también al desconocimiento de Rabell?

R. Es muy importante analizar la situación política en Cataluña a partir de la realidad y no a partir de las burbujas que pudieron crear las encuestas. Es un contexto muy difícil, lleno de aristas complejas. No me canso de decirlo, Cataluña es otro país, no es solamente que sea una nación, en términos políticos es un escenario que no es extrapolable, que no es comparable al resto del Estado.

P. Hubo quien se sintió ofendido por sus referencias a los hijos de extremeños y andaluces… ¿Nadie le dijo que ese mensaje sería problemático?

“Votar a Podemos para cambiar el PSOE”

Pablo Iglesias asegura que sigue pensando en las elecciones generales con la aspiración de disputar espacio al PSOE. “La clave para entendernos con ellos es que les superemos. Creo que un PSOE fuerte prefiere llegar a un acuerdo con PP y con Ciudadanos y Pedro Sánchez no lo oculta”, afirma el líder de Podemos. “Si somos más fuertes, seguramente no le quede [al PSOE] más remedio que cambiar, como ha ocurrido en el caso de Madrid”. Y añade: “Siempre digo a los votantes socialistas que el voto útil es votar a Podemos, incluso si lo que quieren es un PSOE situado más del lado de la gente, votar Podemos es la clave para tener al PSOE ahí”.

R. Si ofendí a alguien me debo disculpar. No lo pretendía. Me llama la atención que nadie recuerde las afirmaciones de Marta Ferrusola, que decía que le molestaba que un president de la Generalitat se pudiera llamar José Montilla. En Cataluña, como en todas partes, los orígenes de todo el mundo son muy diversos, los orígenes de los votantes de las diferentes opciones son diversas, pero no se puede negar tampoco que en Cataluña hay barrios que tienen una esperanza de vida diez años menor que otros barrios, que existe una Cataluña popular que padece los recortes y que tiene poco que ver con señores como Mas.

P. ¿Apoyaría Catalunya sí que es Pot a Romeva como president si rompiera con CDC?

R. La lista Junts pel Sí es la lista del señor Mas aunque puedan jugar a quitarlo o a ponerlo. Creo que el problema es lo que representa CDC. Si se rompiera Junts pel Sí, y las personas de izquierdas de esa candidatura se alejaran de Mas y de CDC, la hoja de ruta viable sería hacer presidente a Rabell. Sería bonito ver cómo los diputados de ERC, de la CUP y el PSC apoyan a Rabell.

P. Usted es un politólogo y ahora aspira a gobernar. ¿Ha visualizado las dificultades de decidir entre lo ideal y lo posible?

Sería bonito ver cómo ERC, la CUP y el PSC apoyan a Lluís Rabell

R. Cuando uno quiere que sus ideas tengan posibilidades de llevarse a la práctica tiene que asumir el terreno de juego. Estos meses se han planteado claramente dos opciones. Hay quien no quiere gobernar y prefiere mantenerse puro en la oposición. Yo respeto ese planteamiento, pero nosotros queremos gobernar, porque es lo único que sirve para cambiar la vida de la gente. Y si uno quiere ser presidente del Gobierno tiene que asumir que, a lo mejor, se le tiene que endurecer el gesto y ser pragmático.

P. ¿Qué margen tiene el Gobierno ante la UE y factores como, por ejemplo, la economía china o el precio del petróleo?

R. El porcentaje es pequeño. Pero no caería en la razón cínica, porque si llevamos ese argumento hasta el final suprimimos la democracia, y que el Gobierno lo decidan los banqueros. El porcentaje es pequeño, pero sigue siendo notable la capacidad de intervención de los Gobiernos.

P. ¿Desde enero cómo ha mejorado la vida de los griegos?

R. Para empezar, han acabado los desahucios, que no es poco. Para empezar, los griegos vuelven a tener una televisión pública. Syriza ha sido capaz de reducir el superávit del 3% que les obligaban a tener al 0,5% , lo cual implica tener muchos más recursos para hacer políticas sociales.

P. Existen percepciones negativas con Gobiernos o figuras con las que se ha identificado Podemos: Syriza, el chavismo y también Corbyn en Reino Unido.

R. El problema de ese planteamiento es que, si lo llevamos hasta sus últimas consecuencias, pidamos que en el partido laborista no puede haber primarias porque la gente se equivoca,

P. ¿Y Venezuela?

Queremos gobernar porque es lo único que cambia la vida de la gente

R. Hemos sido muy críticos con las cosas que juzgamos como errores por parte del Gobierno de Venezuela, muy críticos.

P. Hace dos años dijo que envidiaba a Venezuela.

R. Creo que hay cosas que se hicieron bien. Las políticas sociales que aplicó el Gobierno de Venezuela durante algún tiempo tuvieron logros que ha reconocido incluso la oposición. Incluso en los sectores mayoritarios de la oposición se escucha decir ‘Chávez hizo muchas cosas buenas y quizá su sucesor no esté a la altura’. Luego, evidentemente, hay cosas malas. Te pueden poner la pistola en la cabeza para quitarte el móvil. Como en Colombia.

P. ¿Se identifica más con Barak Obama o con Vladimir Putin?

R. Tengo más cosas en común con Obama que con Putin. Los gustos culturales, nos gustan las mismas series, especialmente The Wire, un personaje como Omar y también House of cards. Putin era un exagente del KGB que tuvo que trabajar de taxista. Ese rencor de nacionalista ruso con escaso respeto por los derechos humanos y por los procedimientos democráticos hace que tenga poco que ver con nosotros.Tendría diferencias con Obama, pero muchas más con Putin.

P. Si surgiera un partido como Podemos en Rusia, sus dirigentes acabarían en la cárcel.

R. Estoy de acuerdo, En Rusia acabaríamos en la cárcel, pero puede que en EE UU nos llevaríamos algún palo también.

No hay comentarios: