viernes, 25 de septiembre de 2015

Rajoy ficha a la diputada de Convergencia crítica con Mas

Inma Riera, diputada de CiU en el Congreso. / CIU

ELECCIONES CATALANAS »

La convergente Inma Riera será desde el martes la nueva directora general de la Cámara de Comercio con el visto bueno del Gobierno


CAMILO S. BAQUERO / JAVIER CASQUEIRO Barcelona 25 SEP 2015 - 14:33 CEST


El Gobierno central que preside Mariano Rajoy ha fichado para que dirija desde el próximo martes la Cámara de Comercio de España, que aglutina todas las cámaras del país, a la aún diputada de Convergencia Democrática de Cataluña Inma Riera, que acaba de anunciar que deja el Congreso de los Diputados y que mantiene una posición crítica con las tesis independentistas de Artur Mas y sus socios soberanistas en la lista Junts pel Sí. El nombramiento de Riera ha sido propuesto formalmente por el presidente de la Cámara de Comercio, el empresario catalán José Luis Bonet, que se ha significado también por estar en contra de la independencia de Cataluña, y cuenta con el visto bueno del Ejecutivo de Rajoy, que tutela el funcionamiento de ese organismo a través de la secretaría de Estado de Comercio.

MÁS INFORMACIÓN
La Cámara de Comercio avisa que el 27-S tendrá consecuencias económicas
Encuestas sobre las elecciones al Parlamento de Cataluña del 27-S
Las entidades catalanas piden más efectivo al Banco de España

La diputada de Convergencia Inma Riera anunció justo ayer, a menos de tres días de la cita con las urnas del 27-S, que quiere dejar su escaño actual en el Congreso de los Diputados y presentará su carta de renuncia este próximo lunes. Riera no esgrimió públicamente nada más que razones personales y que había querido aguantar en la cámara baja hasta ahora para dar por concluido casi su mandato. También especificó que no quiere dejar la militancia en CDC, con lo que desde la semana que viene una afiliada de Convergencia dirigirá a todas las cámaras de comercio de España.

En Convergencia Democrática de Catalunya reafirmaron la idea de que la salida de Riera del Congreso era por cuestiones particulares, aunque tanto fuentes del PP como convergentes admitieron que la parlamentaria hace tiempo que no se encuentra cómoda con la deriva independentista de su partido.

El portavoz actual de CDC en el Congreso, Pere Macías, rechazó tras conocer sus intenciones cualquier otra interpretación política de la marcha de Riera. La parlamentaria, que ha estado tres legislaturas en la cámara baja, es abogada y tiene 55 años, argumenta también en su carta de despedida que quiere volver a trabajar ahora en el ámbito privado, en el que ya tiene experiencia porque estuvo en el pasado en cargos de dirección de la consultora PWC y en varios puestos financieros en el extranjero.

Inma Riera fue responsable del área financiera y de mercados así como Directora de Banca Corporativa y de Empresa en la Caja de Ahorros de Venecia (Italia) y en el Banco Sanpaolo (Gruppo Instituto Bancario Sanpaolo di Torino). También disfrutó de varias estancias de trabajo en el sector financiero en EEUU y en U.K y fue directora del área de asesoramiento y consultoría financiera de Arthur Andersen y directora del área de Corporate Finance de Pwc, según elcurrículo oficial aportado al Congreso de los Diputados.

El PP, además, lleva tiempo tentando a Riera en el Congreso, con la que tanto los miembros actuales de la dirección del grupo parlamentario popular como otros representantes de ese partido mantienen muy buenas relaciones políticas y personales. Los populares ya presionaron en su día para que Riera fuera la diputada de CDC que ocupase un puesto en la Mesa del Congreso, pero ese cargo se destinó finalmente para Jordi Jane.

La oferta de José Luis Bonet a Riera se concretó tras este verano, hace ya varias semanas, y los responsables del Gobierno en la cámara la respaldaron totalmente. El martes próximo se refrendará su nombramiento, apenas dos días después de las elecciones catalanas del 27-S.

No hay comentarios: