viernes, 5 de febrero de 2016

Assange insta al Reino Unido y a Suecia a poner fin a su "detención ilegal"

El Grupo de la ONU sobre detenciones arbitrarias llama a "las autoridades suecas y británicas" a poner fin a su detención y a respetar su derecho a ser indemnizado.

Reino Unido rechaza la decisión y dice que tiene la obligación legal de extraditarlo a Suecia.


Por CARLOS FRESNEDA


"Los dos países están legalmente obligados a respetar a la más alta jerarquía en derecho internacional", ha recalcado Assange por circuito cerrado de televisión desde el interior de la embajada ecuatoriana en Londres, donde lleva encerrado desde junio del 2012 para evitar su extradición a Suecia, por un delito de supuestos abusos sexuales.

"Considero que la decisión es vinculante", ha dicho Julian Assange, después de saberse que el Grupo de Trabajo de la ONU sobre Detenciones Arbitrarias determinara que la detención del fundador de WikiLeaks, es arbitraria, en una opinión legal publicada. "Hemos logrado una victoria y tenemos la ley de nuestro lado", dijo Assange, que no anticipó sin embargo cuáles son sus planes. Assange ha reclamado la devolución de su pasaporte y la "libertad incondicional" y ha criticado duramente a las autoridades británicas por su reacción ante el pronunciamiento de la ONU.

Previamente, el comité de la ONU formado por cinco expertos independientes consideraba que Assange "ha sido arbitrariamente detenido por Suecia y Reino Unido desde su arresto en Londres el 7 de diciembre de 2010" y llamaba a "las autoridades suecas y británicas" a poner fin a su detención y a respetar su derecho a ser indemnizado.

"Gracias. Hecho de menos a mi familia. La decisión es una victoria importante que me ha devuelto la sonrisa a mí y espero que a muchos otros", ha concluido Assange -en un guiño a sus seguidores, agolpados a las puertas de la embajada ecuatoriana en Londres- antes de dar las gracias a sus abogados, entre los que se encuentra el ex juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón.

Seguidores de Assange se manifestan ante la embajada CARLOS FRESNEDA

Una hora después de su intervención por Skype, el balcón de la embajada ecuatoriana desde donde ocasionalmente se ha dirigido a sus simpatizantes seguía cerrado a cal y canto. Bajo el balcón, megáfono en mano, la profesora Elsa Collins rendía su particular homenaje bilingüe al fundador de WikiLeaks: "Julian,aquí estamos para defender la libertad que te han robado".

Reino Unido y Suecia rechazan la decisión de la ONU


Reino Unido afirma que la decisión de la ONU "no cambia nada" y que "rechazan completamente" el pronunciamiento del Comité de la ONU a favor de Assange y presentará un recurso con sus alegaciones, según declararon fuentes de Downing Street a la BBC.

El ministro de Exteriores Phlip Hammond calificó las conclusiones del comité de la ONU como "ridículas" y aseguró que las autoridades británicas no permitirán que Assange "escape de la justicia". Assange ha contestado a estas declaraciones afirmando que "el titular del Foreign Office Philip Hammond ha insultado directamente a la máxima institución mundial. No sólo se ha negado a acatar las conclusiones, sino que las ha descalificado como ridículas".

Scotland Yard, que en otoño pasado suspendió la operación de vigilancia ante la embajada ecuatoriana, ha advertido que existe una orden europea de arrestocontra el fundador de WikiLeaks y que "hará todos los esfuerzos" por detenerle si sale a la calle.

Sin embargo, la Oficina de Derechos Humanos de la ONU ha criticado la lentitud de la investigación de la Fiscalía de Suecia contra Assange y recordó que cinco años después de haberla iniciado sigue en "fase preliminar" y no se han formulado cargos concretos en su contra.

Suecia también ha asegurado que está "en desacuerdo" con la opinión de la ONU pero que Assange es libre de dejar la embajada en cualquier momento.


El gobierno de este país dice que es Assange el que ha elegido, voluntariamente, quedarse todo este tiempo en la embajada ecuatoriana.

Assange, quien se encuentra recluido desde mediados de 2012 en la Embajada de Ecuador en Londres, presentó su caso a ese órgano de la ONU en 2014. "Espero que cesen todos los intentos de arrestarme", expresó ayer Assange cuando se filtraron anticipadamente las conclusiones del comité de la ONU.

Assange se ha negado a comparecer ante la Justicia sueca por temor a ser extraditado en última instancia a Estados Unidos, donde podría ser juzgado por la publicación de documentos confidenciales de la guerra de Afganistán y de la Secretaría de Estado.

No hay comentarios: